sábado, 8 de octubre de 2011

La alimentación de los perros y gatos

La alimentación de los perros y gatos es un tema que nos concierne mucho a los veterinarios, ya que afecta en muchos aspectos a su salud.


Cuando nuestros clientes nos preguntan qué darle a su animal, insistimos mucho en la conveniencia de un pienso compuesto de calidad. Este tipo de piensos reúnen varias ventajas:
- Están formulados con las cantidades diarias de nutrientes que tu animal necesita,  por lo que los animales alimentados con ellos no sufren carencias nutricionales que dan lugar a problemas metabólicos, tan frecuentes en el pasado cuando se alimentaba a las mascotas con sobras.

- Son altamente digestibles, por lo que se reduce la incidencia de diarreas y problemas gastrointestinales.

- Ayudan a mantener la boca de nuestro animal sana y limpia (consultar artículo  " Cuidado dental de las mascotas").

- Hacen que nuestro animal tenga una piel y pelo más sanos y brillantes, haciendo que gastemos menos dinero en champús, suplementos nutricionales y tratamientos para la piel

- Reducen las alergias alimentarias y sus síntomas, reduciendo los gastos veterinarios en el tratamiento de estos problemas tan frecuentes y tan molestos para nuestra mascota y los que conviven con ella.

- Ayudan a reducir  problemas de comportamiento: Si se administra el pienso siguiendo nuestros consejos, evitaremos ciertos problemas de dominancia que, sin darnos cuenta, provocamos en nuestros perros cuando les damos "un poquito que me ha sobrado en el plato".


- Es una señal de bienestar: Cuando un animal come pienso todos los días, si algún día no come o come menos, sabremos que está enfermo.

- Ayudan a prevenir y a tratar la obesidad, ya que con los piensos formulados podemos controlar la cantidad de calorías que ingiere nuestro animal, regulándolas en base a sus necesidades. Además existen piensos light y de tratamiento para la obesidad, que son muy útiles para mejorar la salud de nuestra mascota. Consultar artículo "El sobrepeso en los perros".





Existen, básicamente, tres calidades de pienso en el mercado. La calidad de un pienso está directamente relacionada con el precio, ya que reside en la calidad de la materia prima, y no cuesta lo mismo un kilo de pechuga de pollo que un kilo de patas y piel, como tampoco sus valores nutricionales son iguales.


- Gama alta: Marcas como Hills, Royal Canin... aseguran mediante estudios certificados la calidad de su pienso, realizado con carne de animal apta para consumo humano. Son los piensos más caros, pero son los mejores. Es especialmente importante usar estas marcas en cachorros de razas grandes durante, por lo menos, los 18 primeros meses de vida, periodo en el que se desarrolla el crecimiento del animal y tiene mayores requerimientos en tiempos muy cortos (un cachorro de Pastor Alemán, por ejemplo, crece en 12 meses lo que un humano crece en 16 años!) por lo que sus requerimientos nutricionales son muy altos, y una carencia en cualquier nutriente puede provocar muchos problemas durante la vida de nuestro animal, sobretodo a nivel de huesos y articulaciones, tan problemáticas a veces en razas grandes. 
Las grandes marcas suelen contar con programas de fidelización del cliente con los que se recogen puntos para obtener sacos gratis o más baratos. Pregúntanos por estos programas.


- Gama media: Marcas como Arión o eukanuba. Su fuente proteica es de calidad, aunque no tanto como las anteriores. Recomendables en perros sanos adultos ya que económicamente son más aceptables. 


- Gama baja: Marcas como Compy (mercadona) o alcampo, friskies, el pienso a granel... son piensos de muy baja calidad. Están compuestos mayoritariamente por piel, pluma, patas... que son los residuos del pollo y, por lo tanto, muy baratos. No son recomendables en ningún caso. 


Pasa por el Centre Veterinari Bitxos para preguntar qué pienso es más recomendable para tu animal y te daremos muestras para que lo pruebe. 



Aún a pesar de todo lo expuesto anteriormente, hay gente que "no puede evitar" darle a su animal comida casera. Estos animales suelen tener diarreas (especialmente los lunes, después de la paella del domingo) y alergias alimentarias (picor de piel, mala calidad del pelo, dermatitis...). 

En estos casos importante saber qué alimentos NO SE PUEDEN DAR a los animales, por ser tóxicos o peligrosos para su salud:

1. Huesos

Aunque sea un clásico pensar que los perros comen huesos, los huesos pueden causar estragos en el sistema digestivo del animal. Rotura de los dientes, lesiones en la boca, huesos pegados en el estómago, hemorragias graves del recto, acumulaciones de heces...  

Los huesos no se digieren, y tal y como el perro los traga, pasan por el intestino, provocando estreñimiento, parada gastrointestinal e impactación, que en ocasiones requieren la intervención inmediata para salvar la vida del animal. La cirugía intestinal para extraer huesos o fragmentos de huesos del estómago o intestino es bastante frecuente, por desgracia, y no siempre tiene un final feliz.

2. Chocolate

El chocolate contiene teobromina, un alcaloide parecido a la cafeína. Los animales metabolizan más lentamente teobromina y pueden enfermar y morir por comer chocolate. Lo mejor es evitar que consuma chocolate en general: les provoca vómitos, diarreas, hiperactividad hasta llegar al paro cardíaco, infartos y muerte. Puede tardar horas e incluso días en manifestar los síntomas. 


3. Ajo y cebolla

Grandes cantidades de ajo pueden provocar anemia y causar problemas gastrointestinales. En el caso del ajo, el culpable es el tiosulfato, que es difícil metabolizar para los perros y los gatos y rompe los glóbulos rojos de la sangre, responsables de llevar oxígeno a las células del cuerpo. 

Los niveles de tiosulfato que se encuentran en las cebollas es tan alto que se convierte en un alimento aún más peligroso que el ajo: en pequeñas cantidades puede dañar y matar rápidamente perros, gatos y otros animales domésticos.

4. Aguacate

Es extremadamente tóxico para los animales. No es sólo la carne comestible del aguacate es peligrosa, sino toda la planta de aguacate: la semilla, corteza y hojas.

5. Bebidas alcohólicas

Los perros y gatos tienen un cuerpo mucho más pequeño y un metabolismo más rápido que el nuestro, así que no procesan correctamente el alcohol. En pequeñas dosis no es letal, pero haremos que el perro se ponga nervioso y pueda atacar o incluso herirse a sí mismo. El consumo habitual o una dosis alta (que puede ser un vaso de cerveza) puede producir cirrosis, destrucción hepática, shock y muerte.

6. Leche

La mayoría de los perros y gatos son intolerantes a la lactosa. Si toman leche, desarrollarán diarrea. No tienen enzimas necesarias para disolver el azúcar en la leche provocando vómitos, diarreas y otras molestias gastrointestinales. Si ves que a tu animal le gusta, dale sólo leche sin lactosa, rebajada en bastante agua, o leche en polvo para cachorros, recompuesta con agua.
Tampoco se debe dar leche de vaca a los cachorros recién destetados, ya que su composición es diferente a la leche materna y puede provocar maldigestión, diarreas y vómitos. Si crees que a tu cachorro lo han destetado muy pronto o quieres remojarle el pienso para que le sea más fácil masticarlo, usa leche en polvo especial para gatitos o perritos.



Con estos consejos esperamos ayudaros con los cuidados alimenticios de vuestra mascota, y reducir la incidencia de problemas gastrointestinales, tan molestos y preocupantes para todos.

3 comentarios:

  1. Hola!
    Tengo una gata con problemas recurrentes de cristales en la vejiga, lo único que le ha funcionado ha sido el pienso de Advance Veterinary Diets Urinary, y en cuanto he dejado de dárselo se ha vuelto a poner mala, así que llevo como un año dándole este pienso. Mi duda es si es bueno darle de por vida este pienso especial.
    Gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola,
      Los piensos de prescripción están especialmente formulados para animales con problemas relacionados con la dieta. En el caso de tu gata, como has podido comprobar por ti mismo, los cristales reaparecen si no se da una dieta adecuada. Algunos gatos "aguantan" sin cristales con dietas de alta calidad formuladas para la protección urinaria (como hills o advance), pero otros necesitan para siempre la comida de prescripción. No hay ningún problema en que se alimente de esta exclusivamente, pues son dietas de alta calidad ya pensadas para que sean el único alimento del animal para toda su vida.
      Para que veas un ejemplo más cercano, es como si a ti te mandan dieta baja en colesterol porque lo tienes alto. Mantienes la dieta durante un mes y te baja, y en cuanto retomas tu dieta normal, te vuelve a subir. Evidentemente no pasa nada, y de hecho es lo más recomendable, si mantienes siempre una dieta baja en colesterol.
      Un saludo

      Eliminar
    2. Entiendo, pues me quedo más tranquila.
      Gracias

      Eliminar

Este blog se ha diseñado para informar a los propietarios de animales y dar respuesta a dudas generales. No lo uses en sustitución de una consulta veterinaria, pues sin explorar correctamente a un animal no podemos diagnosticar nada y mucho menos tratarlo. Los comentarios no son respondidos diariamente, así que tampoco exijas una respuesta inmediata. Si a tu animal le pasa algo que te parece grave, llévalo al veterinario. No pierdas tiempo que puede ser crucial en escribir un comentario por internet. Gracias