lunes, 25 de mayo de 2015

Cómo combatir el aburrimiento en los perros

Cada vez vemos más perros que viven en pisos o casas sin espacio para ejercitarse. Por eso son tan importantes los paseos y la socialización entre perros. Pero el ejercicio no siempre ha de ser físico, también es necesario que tu perro ejercite su cerebro para conseguir el deseado y necesario equilibrio entre cuerpo y mente. 


Un perro equilibrado tiene muchos menos problemas de comportamiento y las conductas indeseadas pueden desaparecer.



Pero ¿Cómo consigo el equilibrio entre ejercicio físico y mental? Si estás dispuesto a ayudar a tu perro a estar sano y feliz, sigue leyendo.




1 .- Ejercicio físico:

Es una pena que en nuestra ciudad apenas haya espacios donde los perros puedan correr libres, sin cadena. Aquí os indicamos varios sitios donde podéis acudir con vuestras mascotas a jugar y ejercitarse cerca de Burjassot. Si durante la semana no tenéis ninguno cerca, aprovechad el fin de semana para dedicarle unas horas de ejercicio a vuestro amigo!

Pont de les Arts

Parque de la canaleta, Mislata

Parique de cabecera

Parque de Villa Amparo, Paiporta

Ayúdanos a conseguir un parque para perros en la zona de Burjassot-Godella, firma aquí.

Y aunque no puedas acudir muy frecuentemente a estos parques, intenta cuando saques a pasear a tu perro no caer en la rutina. Cambia de itinerarios de paseo con frecuencia, llévate juegos como pelotas si tienes algun espacio donde los puedas soltar, aprovecha los paseos para que se socialice con otros perros y otras personas y para reforzar su obediencia. Cuanto más variados sean los paseos, más estimularás el cerebro de tu perro.
Además mediante el ejercicio físico, prevenimos otro de los grandes problemas de los perros que viven en piso: la obesidad

2.- Ejercicio mental:

Pero además de esto ¿Qué podemos hacer en casa? Estimular el cerebro de tu animal mediante el aprendizaje ayudará a que tu perro desarrolle mayor inteligencia y no se aburra, cayendo en estereotipias (conductas repetitivas) y apagando su espíritu juguetón, pudiendo ocasionar comportamientos indebidos como destrucción del mobiliario de casa, mordisquear las paredes o marcos de las puertas, aullar o ladrar cuando se quedan en casa... 

  • Enséñale trucos y ejercicios de obediencia. Siéntate, dame la pata, túmbate, hazte el muerto, rueda, salta, ladra una vez, dos veces, tres veces, coge el premio despacito, encuentra en qué mano tengo el premio... no sólo son trucos divertidos con los que podemos presumir de mascota, sino que a la vez que se los enseñas, estás estimulando su cerebro, su inteligencia y su memoria. Además reforzarás vuestro vínculo y se divertirá. Enséñale un truco por mes y diariamente recuérdaselos y perfecciónalos. 

  • Juega dentro de casa: Hay diferentes juegos que puedes enseñar a tu perro para jugar en casa. Recuerda que debes dedicarle un poco más de tiempo al principio, pero en cuanto tu perro aprenda, apenas tendrás que esforzarte y disfrutarás muchísimo. Algunos de estos juegos pueden ser:
    • Encontrar un objeto determinado: enséñale que busque cosas que hayas escondido: empieza por un juguete suyo, enséñaselo mientras dices el nombre del juguete en voz alta, y que te vea como lo escondes. Vete al otro lado de la casa y pídele que lo traiga. Igual la primera vez tienes que acompañarle para que sepa lo que le estás pidiendo, pero verás como pronto aprende. Cuando sepa lo que le pides, escóndelo sin que lo vea. Puedes ir incrementando la dificultad, hasta le puedes pedir que traiga objetos de diferentes miembros de la familia, que él puede diferenciar por su olor.
    • Otra variante es enseñarle a diferenciar cosas: nombrándole tres juguetes distintos, déjalos juntos en el suelo. Aléjate y pídele que te traiga uno de los tres, nombrándolo claramente. Prémialo cuando lo haga bien.

    • Enséñale una tarea: como puede ser recoger los zapatos de los niños, sacar la basura (ligera) con alforjas, llevar el agua en el paseo en una mochila especial, traer el mando a distancia o el cargador del móvil... Los perros son trabajadores por instinto y suelen sentirse muy realizados cuando les encomendamos una tarea. 


  • No tengas en casa más de tres juguetes a su disposición a la vez. Ve alternándolos para que no los aborrezca. Si tu animal pasa mucho tiempo solo, te recomendamos usar juguetes "interactivos", es decir, que necesitan que el perro "actúe" para darle una recompensa. Es el caso de los famosos Kong, la gama de juguetes "dogactivity" de Trixie, o los Treat Holders de Arppe. También puedes crear tú mismo juguetes de tipo puzzle para jugar con tu perro: Aquí tienes varios ejemplos:

    • Con una bandeja de hornear magdalenas y varias pelotas de tenis puedes crear un divertido juego: Esconde dos o tres premios en los huecos de las magdalenas y cúbrelos todos con las pelotas de tenis. Tu perro tiene que quitar la pelota para descubrir el premio. Al principio deja que vea donde lo pones para que lo capte rápido y obtenga la recompensa rápido, pero poco a poco ve aumentando la dificultad: pon menos premios, que no los vea, si falla tres veces vuelve a empezar... 

    • Puedes hacer algo parecido con tubos de papel higiénico 

    • Otra idea es hacer agujeros más o menos grandes en un tubo de pvc de tipo cañería o similar. Dentro pones premios y tapas los extremos, de forma que los premios solo salgan por los agujeros hechos cuando el perro mueva el juguete o lo haga rodar.

    •  También puedes usar diferentes cajas de cartón y esconder los premios en una. Montar con varias cajas un circuito o un fuerte, de forma que tu perro tenga que buscar, con su olfato, el premio. 




    • Con una pelota de tenis vieja, haz unos cortes en forma de cruz y esconde premios dentro, de manera que sólo cuando tu perro apriete de determinada manera la pelota, puedan salir. 
  • Enséñale a usar su olfato. El olfato debería ser el mejor sentido de los perros pero con la domesticación se han reducido muchas de sus capacidades, y muchos de los perros que tenemos en casa no usan su olfato practicamente para nada. Si estimulamos este sentido, también estamos estimulando su cerebro. Usa juguetes y juegos que estimulen el olfato, como los que hemos mencionado de las cajas, de las pelotas de tenis sobre la bandeja de magdalenas, o juegos para dentro de casa como buscar objetos determinados.


Consideraciones:
Los juegos propuestos nunca deben ser enseñados mediante el castigo, ya que puede frustrar mucho a tu animal y crearle ansiedad. El aprendizaje debe ser siempre progresivo y reforzado mediante buena actitud, caricias y premios por parte del dueño. Cada animal aprenderá a un ritmo y hasta un límite, no le pongas límites a tu perro, pero tampoco le exijas más de lo que puede dar.

Casi ningún juguete es indestructible. Si tu perro tiende a romper los juguetes, no le des la opción de tragarse nada inadecuado. Usa solo juguetes especialmente diseñados para perros destructivos o juguetes que puedan ser ingeridos sin peligro por el animal, como juguetes hechos con tripas o cartílago de cerdo. Si no estás seguro de lo que puede pasar cuando te vas de casa, usa juguetes solo cuando estés presente.

Cuando uses premios como recompensa en el aprendizaje de tu mascota, ten en cuenta que éstos suman calorias a la ración diaria. Hay perros que reducirán la cantidad de pienso diaria ingerida y hay perros que no, por lo que pueden engordar. Para evitar problemas puedes tomar tres medidas diferentes:
- Descuenta las calorias aportadas por los premios de la ración diaria de pienso
- Usa bolitas de pienso como premios
- Usa premios especialmente indicados por sus bajas calorías. 


Desde el Centre Veterinari Bitxos esperamos que esta información te haya resultado útil. Si tu animal necesita atención veterinaria, puedes pedir cita previa en el 961131539 y estaremos encantados de atenderos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Este blog se ha diseñado para informar a los propietarios de animales y dar respuesta a dudas generales. No lo uses en sustitución de una consulta veterinaria, pues sin explorar correctamente a un animal no podemos diagnosticar nada y mucho menos tratarlo. Los comentarios no son respondidos diariamente, así que tampoco exijas una respuesta inmediata. Si a tu animal le pasa algo que te parece grave, llévalo al veterinario. No pierdas tiempo que puede ser crucial en escribir un comentario por internet. Gracias